Notas Eibar 3-0 Real Madrid | Jornada 13 Liga Santander

Courtois: 8. Notable Alto. De lo mejor y casi único salvable del equipo. No pudo hacer nada en los goles pero gracias a sus intervenciones evitó una goleada de escándalo.

Odriozola: 2. Suspenso. Un coladero colosal que fue triturado inmisericordemente por Cucurella. No aportó nada en ataque, que se supone que es su fuerte y en defensa se mostró excesivamente blando.

Varane: 1. Suspenso. No es ni la sombra, ni un mal recuerdo, del central que maravilló el pasado año y se convirtió en uno de los mejores defensas del mundo. Ayer volvía de una lesión y más le hubiese valido quedarse en casa. Pésimo, si no el peor, partido del francés en sus últimos años como madridista.

Ramos: 2. Suspenso. No se enteró de nada, estuvo completamente disperso y fuera de sitio. No dio una a derechas y estuvo lento en el corte y siempre mal colocado aunque ligeramente mejor que su compañero de fatigas ayer.

Marcelo: 2. Suspenso. Lo dicho para Odriozola aplica perfectamente para el brasileño y por la banda izquierda. Acusó muchísimo la inactividad, se vio superado continuamente.

Ceballos: 3. Suspenso. El “experimento” de Vigo no funcionó en absoluto en Ipurúa y el sevillano no fue el reemplazo adecuado para el lesionado Casemiro y se vio totalmente impotente para frenar el empuje del centro del campo eibarrés.

Modric: 2. Suspenso. El aspirante al Balón de Oro se movió como un auténtico fantasma por el medio campo madridista, en la misma línea gris de toda esta temporada.

Kroos: 2. Suspenso. El alemán parece abducido y, aunque es verdad que lo intentó, no acertó ni una, además de hace gala de una blandura y una falta de actitud defensiva impropias de un centrocampista de su nivel.

Asensio: 1. Suspenso. Parece que se ha tomado en serio eso de que no está para tirar del carro y ayer volvió a  ofrecer su peor cara, firmando uno de sus peores partidos como madridista.

Bale: 2. Suspenso. Un nuevo y sonoro fracaso del galés, que ha vuelto a dejar escapar una oportunidad de liderar al equipo y acabó contagiándose de la actitud negativa del equipo.

Benzema: 5. Aprobado. El único jugador de campo que se tomó el encuentro mínimamente en serio y, aunque no le salió nada al menos ofreció algo de trabajo y sacrificio y llevó el poco peligro que generó el Madrid durante los 90 minutos.

Carvajal: 2. Suspenso. Ofreció muy poco de lo que de él se esperaba tras sustituir a Odriozola y no logró taponar la hemorragia por su banda y acabó sumido en el mismo marasmo defensivo de sus compañeros.

Isco: 2. Suspenso. No aportó nada y aunque intentó poner algo de pausa y control en el centro del campo se vio rápidamente superado.

Vinicius: 3. Suspenso. Pese a que apenas jugó un cuarto de hora tuvo un más que razonable periodo de contacto con el balón pero, en la línea de sus compañeros, estuvo muy desacertado.

Casilla: No jugó

Javi Sánchez: No jugó

Fede Valverde: No jugó

Lucas Vázquez: No jugó


Santiago Solari: 3. Suspenso. Aunque es difícil transmitir ese mínimo de intensidad que se supone “va de serie” en cada jugador para afrontar un partido como éste, lo cierto es que su sistema se trabó y no fue capaz de ofrecer ninguna solución desde el banquillo y los cambios, salvo el obligado por la lesión de Odriozola, llegaron tarde y mal.

Le queda mucho trabajo por delante al argentino, especialmente habida cuenta del difícil y decisivo compromiso que tiene el Real Madrid esta semana ante la Roma en Champions.

Deja un comentario