Gustavo Ayón confirma su adiós al Real Madrid en una entrevista

En una entrevista concedida por Gustavo Ayón a la revista mexicana Récord, el pívot azteca ha anunciado su despedida del Real Madrid, equipo al que llegó un lejano 23 de septiembre de 2014, procedente de los Atlanta Hawks de la NBA.

Aunque no hay comunicado por ninguna de las partes, lo cierto es que Ayón ha tomado ya la decisión de abandonar la Casa Blanca después de cinco exitosos años en los que ha sido una pieza clave en el exitoso ciclo que ha acompañado a los de Pablo Laso en estas últimas temporadas.

“Han sido cinco años muy valiosos en el Madrid, en donde el club ha tenido muchísimos títulos, muchos éxitos, he sido parte de esta generación que ha marcado una época en el Madrid, me ha tocado ser parte de esta gloriosa etapa y me voy muy contento de haber concluido mis cinco años ahí y ahora a esperar a ver qué va a pasar en el futuro”, afirmó el pívot mexicano.

La NBA, su casi seguro destino

Eso sí, en ningún momento el “Titán” ha querido desvelar cuál será su próximo equipo, aunque todo apunta a que volverá a la NBA, donde ya militó durante tres temporadas, entre la 2011/2012 y la 2013/2014 (New Orleans Hornets, Orlando Magic, Milwaukee Bucks y Atlanta Hawks).

Es más, Ayón ha indicado que, a día de hoy, no tiene ningún contrato firmado con ningún equipo e incluso no descartó la posibilidad, aun remota, de quedarse en Madrid si finalmente no le llegase ninguna oferta apetecible.

“A día de hoy no tengo absolutamente nada. Quiero ir a la NBA, es un deseo personal. Si no pudiera, mi preferencia sería siempre el Madrid. Pero ya no dependería de mí. No quiero modificar los tiempos del club, que no fiche a otro jugador por esperarme”, aseguró Ayón.

La sangre tira mucho

Además, y según dijo en la citada entrevista, el hecho de tener lejos a su hijo ha sido fundamental para tomar la decisión de abandonar el Real Madrid.

El pequeño Alvaro, de 7 años y residente en México, es una cuestión vital para Ayón, quien ha confesado que viajaba periódicamente a su país para estar con él, lo que le estaba ocasionando bastantes problemas debido a lo engorroso de dichos viajes.

“Es un tema deportivo, de ambición personal, y un asunto familiar. Tengo un hijo de siete años que me pide que lo vea los fines de semana y no es lo mismo traerlo en un vuelo de 12 horas que si estoy en EE UU, a una distancia de solo dos, o cuatro como mucho. Eso me tira bastante”, agregó el todavía jugador madridista

Dejar su huella

Por último, preguntado por sus sensaciones tras ganar su cuarto entorchado liguero en cinco años, Ayón se mostró muy orgulloso de su rendimiento durante su larga estancia en Madrid.

“Es un orgullo muy grande para mí poder ser nuevamente Campeón de una Liga tan importante, con un club tan importante. Hacer crecer todo lo que he hecho a lo largo de mi carrera me hace sentir muy orgulloso y me motiva muchísimo para mi futuro, para los próximos años, serán pocos o serán muchos de carrera, pero me motiva muchísimo a seguir trabajando, a seguir creciendo y a seguir dando pasos hacia adelante”, dijo.

Sin embargo, lo que más le ha motivado ha sido su enorme deseo de dejar su impronta en el Real Madrid donde, a pesar de sufrir una grave lesión de hombro que le trajo a mal traer la pasada campaña, su raza y su carácter ganador le imprimieron de un toque especial al equipo. Se va, pues, con la cabeza bien alta

“Estoy muy contento, dejé mi huella en ese club como me ha tocado dejarla en gran parte de los equipos donde he estado. Estoy muy orgulloso de todo lo que he hecho a lo largo de estos cinco años, lo describo de una manera extraordinaria y creo, sinceramente, que he estado en la mejor etapa del club“, añadió Ayón.

Un bagaje espectacular en cuanto a títulos

El azteca se marcha con un bagaje absolutamente increíble tanto a nivel de juego como de títulos. Y es que dos Euroligas, cuatro Ligas ACB, tres Copas del Rey, dos Supercopas de España y una Copa Intercontinental, además de ser MVP de la Final de Copa de la temporada 2015/2016 son, desde luego, como para sentirse más que satisfecho.

En su última campaña en el Real Madrid, Ayón firmó unos nada despreciables números. El mexicano jugó un total de 71 partidos, en los que disputó 1.392 minutos, anotó 570 puntos, 425 rebotes y repartió 185 asistencias, entre todas las competiciones.

Deja un comentario