Crónica Cádiz CF 1-1 Real Madrid | Jornada 37 Liga Santander

Rodrygo protagonizó una espectacular jugada que dio lugar al gol madridista | Cádiz CF 1-1 Real Madrid

Cádiz CF 1-1 Real Madrid: “Lunin, sorprendente héroe de una tarde de transistores”

La penúltima jornada de la Liga 2021/2022 nos ha dejado una imagen que nos ha recordado a las viejas tardes de fútbol. Las de los partidos simultáneos, las de los carruseles deportivos y constantes sobresaltos en la clasificación.

En un partido en el que el Real Madrid no se jugaba más que la honrilla de pelear cada partido con dignidad pero en el que el Cádiz se estaba jugando la vida, la emoción se ha impuesto al juego, bastante pobre por parte de ambos equipos.

Uno, el Real Madrid, preocupándose de cumplir a pesar de las innumerables bajas con las que afrontaba este partido y otro, el conjunto gaditano, más preocupado de las noticias que iban llegando desde Son Moix, donde Mallorca y Alavés se jugaban el descenso directo.

Una primera mitad tediosa, marcada por la jugada de Rodrygo

Sorprendió muchísimo Carletto con la alineación. No tanto por la segunda titularidad de Lunin sino por una defensa en la que Vallejo fue lateral derecho, Lucas Vázquez, lateral izquierdo y Nacho y Militao fueron centrales. El centro del campo fue también extraño, con Casemiro, Kroos y Valverde y una tripleta ofensiva inédita con Asensio por la derecha, Rodrygo por la izquierda y Mariano como referente en punta.

Por este motivo, el partido vivido en el Nuevo Mirandilla no pasará a la historia de la Liga y el hecho más destacado en él no ha sido el debut en Primera División de Juanmi Latasa o la vuelta de Hazard (y con muy buenas sensaciones) a los terrenos de juego. Lo más reseñable fue el gol de Prats en el campo del Mallorca en el último minuto de su enfrentamiento con el Rayo, que le daba la victoria al conjunto mallorquinista y mandaba al Cádiz a puestos de descenso y obligándole a depender de terceros para lograr su salvación.

Volvió a sorprender Carletto con su “once” incial | Cádiz CF 1-1 Real Madrid

El encuentro no tuvo prácticamente historia, salvo la espectacular jugada de Rodrygo, a los cinco minutos, que dio lugar al gol de Mariano, que sólo tuvo que empujarla en boca de gol. Una ventaja que pudo ampliarse unos minutos más tarde tras un remate de Asensio que despejó bien “Conan” Ledesma, el meta cadista.

Pronto se le empezaron a ver las costuras a Militao, quien a los 13 minutos perdió la posición con Negredo y el veterano ex-jugador madridista logró centrar al punto de penalti pero apareció Nacho para evitar el remate de Lucas Pérez, completamente solo.

Comenzaron los mejores minutos de juego del Cádiz, aprovechando sobre todo la empanada mental de un Militao absolutamente irreconocible. Precisamente de un fallo suyo llegó otra ocasión de Negredo que tuvo que solventar Nacho para evitar males mayores.

Dominaba, pues, el conjunto de Sergio pero le costaba generar peligro. Hubo que esperar bien pasada la primera media hora, en el minuto 35 para ver cómo Lunin le sacaba un gran remate a Idrissi. Sin embargo, el meta ucraniano nada pudo hacer un minuto después para salvar el excelente remate de Rubén Sobrino, tras otro grave error de Militao en un despeje de cabeza en la frontal.

La primera mitad acabó con un remate de cabeza de Militao al lateral de la red, aprovechando una mala salida de Ledesma y tras un magnífico servicio de Kroos, al saque de una falta desde la frontal.

Partido para olvidar en la segunda parte

Tras el descanso, el Cádiz salió con más ganas y bastante más enchufado que el Real Madrid, con bastantes ganas. Bastante más enchufado, sin duda, que Militao, quien a los 59 minutos volvió a equivocarse de nuevo, midiendo mal un balón a su espalda que dejó en ventaja a Lucas Pérez.

Lunin fue protagonista deteniendo este penalti a Negredo | Cádiz CF 1-1 Real Madrid

El delantero vio la llegada completamente solo de Negredo frente a Lunin, que dudó unas décimas de segundo si salir o esperar en su meta la acometida del veterano jugador madrileño. Las suficientes como para que, cuando Lunin optó por salir a tapar a Negredo, éste, con mucho oficio a sus espaldas, protegiese bien el balón, siendo arrollado por el portero y Mateu Lahoz pitó penalti.

Se las prometían muy felices en el Nuevo Mirandilla, porque además el Mallorca iba empatando en casa frente al Rayo y una victoria cadista les sacaba de forma casi matemática del hoyo. Pero no fue así. el propio Negredo ejecutó el lanzamiento de la pena máxima y Lunin, con una espectacular mano abajo, desvió el balón evitando el tanto.

En esas que se produjo un triple cambio en el Real Madrid, con las entradas de Hazard, Ceballos y Carvajal por Rodrygo, Fede Valverde y Vallejo, respectivamente, y el partido mejoró sensiblemente para los blancos.

Hazard salió al campo enchufadísimo, con muchas ganas de agradar, jugando entre líneas, muy explosivo en sus desbordes y con mucha habilidad en sus recortes, lo que desarboló a la defensa amarilla, que sólo podía pararle a base de faltas, que provocaron hasta tres amarillas casi consecutivas por distintos agarrones y patadas.

Eso sí, hay que decir que el mismo Hazard bien pudo haber acabado en la ducha antes de tiempo por una durísima entrada a Akapo, al que le provocó una herida en el pie y que sólo fue castigada con tarjeta amarilla, cuando debió haber visto la roja.

Latasa pudo haber anotado en esta jugada pero su cabezazo se marchó fuera | Cádiz CF 1-1 Real Madrid

 

El caso es que con el belga en el césped, el Madrid mejoró sensiblemente su repertorio ofensivo y poco a poco fue dominando el partido hasta hacerse dueño y señor del campo, especialmente en los últimos 10 minutos. Especialmente cuando, prácticamente con el tiempo cumplido, llegó la noticia del gol del  Mallorca en casa que le daba la victoria a los insulares y que mandaba al Cádiz a puestos de descenso.

Un mazazo colosal tanto en la grada como en el campo que dejó helados a los de Sergio, hasta el punto de que en los seis minutos de descuento que dio Mateu, estuvo bastante más cerca de el segundo tanto madridista que el del Cádiz.

Casi al final, Ledesma le hizo una buena parada a Ceballos, tras un par de recortes en el área y Latasa, que había entrado en el minuto 82 para sustituir a Mariano, cabeceó por encima del larguero tras un saque de esquina, ligeramente estorbado por Militao.

Finalmente, y ya con el tiempo cumplido, se montó un pequeño lío entre los jugadores del Cádiz y Mateu Lahoz porque en la última jugada del partido, los jugadores cadistas reclamaron penalti por un presunto derribo de Carvajal a Fali.

Un derribo, por cierto, inexistente ya que Carvajal despejó con limpieza el balón y fue el jugador cadista el que arrolló al lateral blanco, pero que generó mucha incertidumbre porque Mateu paró la contra del Madrid, se llevó la mano al “pinganillo” de su oreja, como dando la sensación de que iba a pitar dicho penalti. Pero no, se limitó a recoger la pelota y señalar el final del encuentro, entre las protestas de los jugadores del Cádiz que provocaron un buen puñado de tarjetas.

Deja una respuesta