Crónica Real Madrid 0-2 Real Sociedad | Jornada 18 Liga Santander

Vinicius se lamenta tras una de las muchas oportunidades falladas | Real Madrid 0-2 Real Sociedad

Real Madrid 0-2 Real Sociedad: “Atraco a las seis”

El Real Madrid se dejó ayer tres importantes puntos en el Santiago Bernabéu ante un buen equipo como la Real Sociedad en un partido en el que, desde luego y como ya le ha ocurrido desgraciadamente esta misma temporada, no mereció perder e hizo méritos más que de sobra para llevarse los tres puntos.

Un partido en el que, y también por desgracia, volvió a ser triste protagonista el VAR. Sí, ese sistema de ayuda al arbitraje que por lo visto sólo es de aplicación cuando el perjudicado es el club blanco pero al que no se consulta jamás cuando puede resultar beneficiado.

Ayer volvimos a ver una nueva muestra de esto cuando Munuera Montero, el colegiado que se felicitaba en la Sala del VAR al conceder un gol al Eibar contra el Real Madrid en Ipurúa, decidió que un derribo clarísimo a Vinicius y un más que posible empujón a Sergio Ramos no eran penalti y obvió consultar a sus asistentes, por más que ambos derribos eran susceptibles de ello.

Además, expulsó injustamente a Lucas Vázquez por doble amarilla y, como ejemplo, Januzaj cortó un balón con la mano desde el suelo para detener un pase y, en vez de amonestar al belga, sancionó a Modric por protestar. Y como esa jugada, muchas otras, haciendo gala de un doble rasero imperdonable y un arbitraje que, en condiciones normales, le debería mandar una buena temporadita a la nevera.

Desafortunadamente, todos sabemos que eso no será así y, de la misma forma que los tres puntos volaron del Bernabéu, de la misma forma injusta, Munuera Montero se irá de rositas y más pronto que tarde le volveremos a ver arbitrando y estrenando su flamante internacionalidad, con la que el Comité Técnico de Arbitros le obsequió recientemente.

Detalle del claro penalti a Vinicius que Munuera Montero no pitó | Real Madrid 0-2 Real Sociedad

Con independencia de todo, tampoco fue un buen partido de los de Solari que, una vez más y no me canso de repetirlo, siguen siendo un coladero infame en defensa, con un Marcelo más cerca de la retirada que de la titularidad, además de mostrarse nuevamente romos en ataque, sin gol y sin pegada.

De nuevo, remar para remontar

Con un Solari lejos de buscar ningún tipo de revolución, el Real Madrid saltó al Bernabéu con prácticamente los mismos jugadores que ante el Villarreal, con Vinicius en el once titular en lugar de Bale, por su conocida lesión.

Y como no podía ser de otra forma, el Real Madrid volvió a hacer aguas en defensa y de nuevo por el lado de Marcelo. En la primera aproximación de la Real, en el primer minuto del partido, el brasileño estuvo flojo en la presión ante Mikel Merino, que aprovechó el boquete defensivo para meterse en el área.

El jugador donostiarra se encontró con Casemiro quien había venido a hacer la cobertura a Marcelo y, de forma atropellada, arrolló a Merino dentro del área y Munuera Montero no dudó en señalar penalti, que transformó William José de disparo duro y arriba.

Momento en que William José transforma el penalti señalado a Casemiro | Real Madrid 0-2 Real Sociedad

De nuevo tocaba remar contra corriente y remontar, como en el partido ante el Villarreal. Y a punto estuvo de lograrlo en el minuto 9 pero Benzema mandó fuera inexplicablemente un balón franco en la misma frontal del área que le cayó tras una gran jugada de Lucas Vázquez por la izquierda.

Un empate que volvió a tener en sus botas, en este caso, Vinicius al filo del cuarto de hora de partido. El delantero brasileño se plantó solo ante Rulli aprovechando un gran pase de Benzema a la espalda de la defensa pero el meta argentino sacó una gran mano para desviar el balón en el último momento.

En el minuto 21, Benzema tampoco estuvo acertado para batir a Rulli y su disparo, mordido, tocó en un defensor y se fue a córner. El saque de esquina botado en corto por Kroos, dio lugar a una jugada ensayada con Marcelo y Modric que acabó con el disparo raso del croata desde la frontal que permitió lucirse nuevamente a Rulli, con una espectacular parada.

En el minuto 33 comenzó el festín de Munuera Montero porque no quiso ver cómo Illarramendi le hacía literalmente la cama a Sergio Ramos cuando éste iba a rematar en el área pequeña un balón de cabeza perfectamente servido por Lucas Vázquez desde la derecha.

Nada, el colegiado no vio o no quiso ver nada. Ni lo peor, tampoco consultó al VAR (ni nadie de la sala le advirtió, lo cual es aún más grave) y la jugada, sin duda tan clara o más que el penalti de Casemiro en el primer minuto, se fue al limbo.

A todo esto, el dominio del Real Madrid era abrumador y aunque es cierto que le costaba hilar las jugadas, la Real Sociedad apenas sí había cruzado el centro del campo y, por descontado, no había vuelto a tirar entre los tres palos.

Benzema falló varias oportunidades, ésta la más clara | Real Madrid 0-2 Real Sociedad

Un dominio que se tradujo en un par de oportunidades más pero no era el día. En el minuto 37, Casemiro remató alto un córner botado por Kroos desde la derecha y al filo del descanso, Lucas Vázquez estrellaba contra el poste un excelente disparo cuando Rulli estaba batido.

La segunda parte, cénit del escándalo arbitral

La segunda parte comenzó con la misma tónica. El Real Madrid volcado sobre el área y sin acierto cara al gol. En el minuto 47 entre Rulli y William José, como un central más, desbarataron una triple ocasión de los de Solari, sacando bajo palos los disparos de Varane, Vinicius y nuevamente de Varane, evitando el empate.

En el minuto 49 tuvo la Real Sociedad su primera oportunidad seria del partido con un remate alto de Oyarzábal, aprovechando un nuevo error en la marca de Marcelo, que había dejado solo al donostiarra.

Una jugada a la que respondió tan solo un minuto después Vinicius, con un disparo ajustado al palo derecho de Rulli tras una gran triangulación con Kroos en la frontal del área. Pero no era el día.

Vinicius tuvo el empate en sus botas pero Rulli lo impidió con una gran parada | Real Madrid 0-2 Real Sociedad

Con el partido cada vez más cuesta arriba, Solari dio entrada a Isco en el minuto 57 buscando más control de balón y más precisión en el pase pero no funcionó. Sobre todo porque apenas tres minutos más tarde Lucas Vázquez vio la segunda amarilla, una rigurosísima amonestación, tras una entrada por detrás a Merino.

Pero no contento con dejar al Madrid con 10, Munuera Martínez culminó su pésimo arbitraje cuando en el minuto 64, Vinicius se plantó solo ante Rulli. El argentino se fue al suelo para evitar la internada del brasileño y acabó derribándole, agarrándole claramente de la pierna cuando le había superado y se disponía a marcar a puerta vacía.

Nadie en su sano juicio habría dicho que aquello no era penalti e incluso tarjeta para Rulli. Nadie, menos Munuera Montero quien, sin dudar un instante, señaló el balón y dejó seguir la jugada.

Sin embargo, y como en el caso del derribo a Ramos, la jugada tampoco fue objeto de seguimiento o análisis por parte de la Sala del VAR, que decidió que había que continuar jugando, algo infinitamente más grave que el hecho de que Munuera no viese el penalti sobre el campo.

Pese a todo, los de Solari no se rindieron y siguieron buscando denodadamente el empate, pero el ataque del Real Madrid siguió adoleciendo de gol. Se pudo ver claramente en el minuto 65, cuando Rulli se lució por partida doble con dos maravillosas paradas a sendos tiros a bocajarro de Vinicius y Ramos.

Con 10 y medio equipo desquiciado por la labor arbitral, Modric estuvo a punto de ver una segunda amonestación debido a sus airadas protestas cuando Januzaj cortó claramente uin paso con la mano desde el suelo.

Vinicius fue una pesadilla para la defensa de la Real durante toda la noche | Real Madrid 0-2 Real Sociedad

A falta de 11 minutos para el final, Solari vació el cargador dando entrada de forma consecutiva a Reguilón por Marcelo y a Ceballos por Kroos pero aquello no funcionó de ninguna manera. Sobre todo cuando en pleno zafarrancho madridista, en el minuto 82 remató de cabeza y a placer un gran pase de William José.

Aquello fue el acabóse y el Real Madrid se terminó de hundir hasta el punto que ya no volvió a aparecer con peligro por la meta de Rulli. Es más, con el tiempo vencido William José tuvo en sus botas el 0-3 tras una gran contra llevada por Oyarzábal pero su disparo, prácticamente a puerta vacía se marchó por encima de la portería de Courtois.

Y tras tres minutos de añadido, otros tres puntos de nuevo injustamente volaron del Bernabéu, dejando al Real Madrid a 10 puntos del Barça al final y sin apenas opciones para luchar por el título.

Deja un comentario