Previa Leganés-Real Madrid: Tarde de fiesta y transistor en Butarque

El Real Madrid cerrará la temporada liguera y estrenará su flamante campeonato en el Estadio de Butarque (21:00 horas en Movistar LaLiga y audio de RMTV) ante un Leganés, que se juega su continuidad en la élite esperando un doble milagro. Por un lado, la victoria ante los blancos y, por otro, las noticias que lleguen desde Vigo, donde el Celta juega ante el Espanyol.

Gareth Bale, en uno de sus escasas participaciones tras el reinicio de la Liga

Si los celtiñas caen y los pepineros hacen la machada en casa, serán equipo de Primera División la siguiente temporada, si no, irán al pozo de la Segunda, acompañando al propio Espanyol, descendido ya hace varias jornadas y al Mallorca, cuyo descenso se certificó la pasada jornada.

Un Real Madrid sin Hazard ni James ni Bale …y sin Courtois

Para esta última jornada, en la que por primera vez en 38 jornadas, los de Zidane podrán afrontar con total tranquilidad el partido.

El técnico francés ha presentado una lista de 22 jugadores, con varias bajas importantes que hacen pensar que el Real Madrid no se jugará la vida precisamente hoy ante un necesitadísimo Leganés. Entre ellas la de James, que sigue apartado, Hazard, que sigue entre algodones y Bale, que cerrará de la peor forma esta nefasta temporada.

Así pues, la primera novedad estará en la portería. Zidane ya anticipó que jugará el francés Areola, que se despedirá de la Liga española con la titularidad y, de paso, asegurará el más que merecido Zamora para Courtois.

En defensa, sigue fuera de combate Marcelo por lo que Mendy repetirá en el lateral derecho. Lo que es una incógnita es si dará descanso a Carvajal y a Ramos o Varane, que prácticamente lo han jugado todo desde el reinicio de la Liga y Zidane los necesita a tope de cara al importante partido de vuelta ante el City.

Un partido, recordemos, donde no podrá contar con Sergio Ramos, sancionado, por lo que quizás hoy sería un buen momento para probar la dupla Miiltao-Varane que, si todo va bien, tendrá que jugar el 7 de agosto en Manchester

Igualmente se espera descanso para Kroos; Casemiro y sobre todo a Luka Modric, quien ha llegado a este último tramo de temporada en una forma espectacular pero al que se le sigue gastando la gasolina quizás demasiado pronto y qué mejor forma de preservarle, que dejándole reposar en un partido tan intrascendente para el Real Madrid como éste.

Imagen del partido de ida entre el Real Madrid-Leganés, disputado en el Santiago Bernabéu

Resulta curioso aunque ciertamente triste el final de temporada de Gareth Bale. El galés apenas ha contado para Zidane en este último tercio tras el parón provocado por la pandemia. Sólo jugó media hora ante el Eibar en la primera jornada y un puñado de minutos ante el Mallorca en la jornada 31. Desde ese momento y, aunque nunca había quedado fuera de las pobladas listas de convocados, lo cierto es que no volvió a disputar ni un solo minuto hasta ahora.

Se da por hecha, pues su salida del club y, quizás por eso, se esperaba que Bale pudiese despedirse de la Liga jugando incluso de titular ante el Leganés pero el francés, no se sabe si de acuerdo con el jugador, ha decidido no incluirle en la lista de 22 y, por tanto, todo apunta a que no volveremos a verle más vistiendo la camiseta del Real Madrid, al menos en la Liga española.

A la espera del milagro en Butarque

Por su parte, el Leganés tal y como ya hemos comentado, se juega toda su temporada en este partido. Pero no sólo en éste. Los de Javier Aguirre tendrán seguramente todos los ojos puestos en Balaídos, donde sólo la derrota (e incluso el empate) de los celtiñas ante un descendido Espanyol les permitiría seguir soñando con seguir en Primera División.

El técnico mexicano perderá por sanción a Rubén Pérez ni tampoco podrá contar, en este caso por lesión con uno de sus escasos integrantes ofensivos, como es el argentino Guido Carrillo. Serán duda  Óscar Rodríguez, Kevin Rodrigues y Szymanowski.

Y es que, a pesar del pequeño milagro que ha supuesto que un equipo como el “pepinero” haya llegado con vida a esta última jornada cuando ha estado hundido en la tabla durante prácticamente toda la temporada, lo cierto es que hoy van a necesitar algo más que la intervención salvadora de Nuestra Señora de Butarque para evitar el descenso.

Los jugadores del Leganés, festejando uno de los goles de su victoria en San Mamés

Ganar en San Mamés como lo hicieron la última jornada ya fue un pequeño adelanto de ese gran milagro que se espera en Leganés, pero hay que recordar que ganar al Real Madrid, que por boca de Zidane ya ha dicho que no saldrá de brazos cruzados entre otras cosas por el respeto que le merece el rival de esta noche y la propia competición, ya va a ser una misión casi imposible.

Sobre todo para un equipo que adolece de mordiente ofensiva como es el Leganés. Especialmente desde que perdió en apenas un mes a sus dos principales bazas goleadoras, como son En-Nesyri, vendido al Sevilla en el mercado invernal y sobre todo a Martin Braithwhite, por el que el Barça pagó su cláusula de rescisión a finales de enero para reemplazar la baja de Ousmane Dembelé.

Hay que recordar que con sus escasos 28 goles a favor, tan solo uno más que el Espanyol, es el segundo equipo menos goleador del campeonato y su máximo goleador, el canterano madridista Oscar Rodríguez, apenas sí ha anotado nueve tantos, con una casi nula aportación de sus delanteros.

Alineaciones probables

CD Leganés: Cuéllar; Rosales, Bustinza, Tarín, Siovas, Solva; Amadou, Roque Mesa, Ruibal, Bryan Gil; Guerrero.

Real Madrid: Areola; Nacho, Militao, Varane, Mendy; Casemiro, Valverde, Isco; Lucas Vázquez, Benzema y Vinicius.

Deja una respuesta